El subsistema fronterizo de Colombia: lugar estratégico de los mercados ilegales

El subsistema fronterizo de Colombia: lugar estratégico de los mercados ilegales

[Colección Fronteras No. 10]



Precio : u$s 15.00

Más de 160.000 hectáreas de hoja de coca, 236 municipios con presencia de minería criminal, al menos 150 trochas por donde entran miles de galones de gasolina y toneladas de alimentos de contrabando de Venezuela hacia Colombia, y, cerca de cuatro rutas por donde se trafican personas, hacen de Colombia un punto nodal para el crimen organizado y centro de operaciones de mercados ilegales. Dicha dinámica criminal, como era de esperarse, se acompaña de todas las formas de crimen organizado: grupos armados Ilegales como la guerrilla del ELN; estructuras criminales de alcance trasnacional como el grupo denominado Clan del Golfo; estructuras criminales de alcance regional como La Empresa que opera en el puerto de Buenaventura; y estructuras locales como grupos juveniles violentos.

Pero como nodo funcional, Colombia no se explica sola. Es una parte, un subsistema fronterizo, dentro de un gran sistema criminal. Por ejemplo, una de las rutas principales de tráfico de personas tiene como nodo la ciudad fronteriza con el Ecuador de Ipiales; allí llegan chinos, cubanos y migrantes del África subsahariana. Luego son trasportados en camiones atravesando todo el país, para llegar al Urabá Chocoano, ubicado en la frontera entre Colombia y Panamá, allí son pasados por coyotes con rumbo hacia Centro América.